DÍA DE LAS MADRES

Las 5 mamás más desnaturalizadas de las telenovelas mexicanas

Catalina Creel es quizá la que más se recuerda pero los melodramas mexicanos han tenido otras villanas igual de desalmadas con sus hijos

Encarnada por María Rubio
Catalina Creel.Encarnada por María RubioCréditos: Televisa
Escrito en QUÉ VER el

“Soy experta en aplastar cucarachas”, decía Catalina Creel cuando amenazaba a alguna de sus posibles víctimas. Fenómeno que no se ha vuelto a repetir con esa intensidad, Catalina Creel convocaba a millones de mexicanos frente al televisor para odiarla. La protagonista de Cuna de Lobos pasó a la historia como la madre más mala de las telenovelas pero no ha sido la única.

Desde que Silvia Derbez interpretó a Nora, mujer sin escrúpulos que se convierte en la amante de su jefe a cambio de joyas y dinero, en Senda Prohibida, las telenovelas han provocado una fascinación por las villanas que a veces traspasa la pantalla.

Más aún cuando esas villanas son también mamás… y que no les importa perjudicar a sus propios hijos con tal de conseguir sus fechorías. Aquí te recordamos a las mamás de telenovelas más despiadadas y crueles.

1. Diana Bracho en Fuego en la Sangre

Gabriela Acevedo. “Eso es lo que quiero, que ese bastardo no nazca”, le grita Gabriela a su hija Sofía a quien golpea en la orilla de las escaleras de su haciendo. Sofía, obvio, está embarazada. Interpretada por Diana Bracho, Gabriela Acevedo fue odiada por la dureza con la que trataba a sus tres hijas, actuadas por Adela Noriega, Nora Salinas y Elizabeth Álvarez, en la telenovela “Fuego en la sangre”.

2. Daniela Castro en Lo que la vida me robó

Gabriela Giacinti. Manipuladora y caprichosa. Capaz de llorar falsamente para lograr lo que quiere, Gabriela se hizo tan famosa que incluso ahora sobrevive en memes de internet. “Te hace falta Jesús”, les gritaba con cinismo a sus enemigos este personaje interpretado por Daniela Castro en la telenovela Lo que la vida me robó.

3. Lucero en Mañana es para siempre

Barbara Greco. Lucero hizo protagonistas con finales felices en la mayor parte de su carrera en las telenovelas. Pero en “Mañana es para siempre” se da el lujo de ser la villana que le hace la vida imposible a Silvia Navarro. A lo largo del melodrama se da cuenta de que es madre pero eso solo le da más impulso a sus planes de venganza.

4. Rosa María Bianchi en Yo no creo en los hombres

Josefa. En la versión de 2014 de la telenovela “Yo no creo en los hombres”, Rosa María Biacnchi interpretó a una mujer adinerada pero que no soporta a los pobres. Y por supuesto, no soporta que su hijo se enamora de una humilde costurera interpretada por Adriana Louvier.

5. Gabriela Spanic en La usurpadora

Paola Bracho. Una mamá despiadada de antología. Nada más alejado de la abnegación de la madre mexicana que abandonar a su hijo por irse con el amante para vivir unas vacaciones en la playa. Eso hace Paola, encarnada por Gabriela Spanic, en La usurpadora.